Escapada a los campos de lavanda en el hotel Spa NiwaEl año pasado quedé tan fascinada con los campos de lavanda y la experiencia en el hotel Spa Niwa que este año he repetido, incluso con las compañeras de viaje, con las que las risas y el positivismo están asegurados.

Si no lo conocéis estáis a tiempo porque durante todo el mes de julio y primera semana de agosto, podrás disfrutar de este espectáculo de la naturaleza con todos los sentidos, un maravilloso paisaje, un aroma increíble y el sonido de la naturaleza.

Escapada a los campos de lavanda en el hotel Spa NiwaEste año, llegamos un poco temprano, la floración no estaba completa pero ya se veía el manto malva sobre los campos de Brihuega. Partimos al atardecer @ponteturopa @momentosquerecordaras @parafashionyo @mariolaazores dirigidas por nuestras anfitrionas @pocapenaelena, Ana Bedoya propietaria del hotel Spa Niwa y Amador Ayuso, ingeniero agrónomo, que hace visitas guiadas por Brihuega y los campos de Lavanda con el que aprendimos muchísimo y nos llevó a los campos más bonitos para hacer fotos tan chulas como las que os voy a enseñar.

Aquí os dejo su móvil por si os animáis a visitar Brihuega y aprender tanto como nosotras (665152589).

Escapada a los campos de lavanda en el hotel Spa NiwaCon Amador aprendimos que los campos sobre los que estábamos son de lavanda híbrida, llamada lavandin que no es otra cosa que el cruce natural de lavanda y espliego. El lavandín tiene un aroma más intenso que la lavanda y ofrece un aceite esencial muy interesante para tratamientos terapeúticos físicos y mentales. Es relajante, calmante, antiinflamatoria, estimulante del sistema inmunitario, y la aliada perfecta para reducir los estados de ansiedad y nerviosismo, disminuir la tensión arterial, combatir el dolor de cabeza, aliviar las picaduras, evitar el mareo en los viajes, o facilitar las digestiones.

Por si esto fuese poco, previene y evita la caída del cabello, y deja un aroma absolutamente delicioso.

Escapada a los campos de lavanda en el hotel Spa NiwaMuy cerca de estos campos se encuentra un ‘tesoro escondido’ un pequeño hotel con encanto donde saben utilizar muy bien los beneficios de la lavanda, el paraíso hotel Spa Niwa. Allí saben cómo hacerte sentir como en casa, desconectar, relajarte y disfrutar de los servicios que allí ofrecen, piscina, circuito spa, un jardín precioso y unas habitaciones súper cómodas y coquetas.

Escapada a los campos de lavanda en el hotel Spa NiwaHay muchos masajes para elegir, uno para cada necesidad pero en esta ocasión acompaña recomendar el “MASAJE DE PINDAS AROMÁTICAS DE LAVANDA”, un auténtico ritual anti estrés a base de una de las flores curativas más demandadas en medicina, cosmética y perfumería: la LAVANDA, el ESPLIEGO y el LAVANDÍN de La Alcarria, y sus aceites esenciales puros.

Escapada a los campos de lavanda en el hotel Spa NiwaEl masaje se realiza con pindas (saquitos) hechas a mano con las flores y hierbas recogidas artesanalmente, que son calentadas al vapor y colocadas en los puntos estratégicos de cuerpo y rostro, y que sirven para masajear y trabajar los meridianos junto con los aceites esenciales de esta flor, combinando movimientos ascendentes y la técnica del masaje shiatsu. Técnica que es ejecutada con maestría por las expertas terapeutas filipinas del hotel.

Escapada a los campos de lavanda en el hotel Spa NiwaUn delicioso tratamiento de aromaterapia que favorece inmediatamente la relajación de todo el cuerpo (músculos, tendones y articulaciones), reduce las molestias y dolores, y alivia el estrés físico y mental, además de ser un potente desintoxicante para el sistema linfático. Hidrata y nutre en profundidad la piel de rostro y cuerpo, con una suavidad extrema y está especialmente indicado para momentos en que necesitamos una cura exprés anti estrés. ¡¡¡Sales como nueva!!!

Pues ya lo sabéis, no hace falta desplazarse hasta La Provenza ni La Toscana, para admirar el espectacular fenómeno de floración de los campos de esta planta aromática y medicinal y disfrutar de ella en tus propias carnes lo tienes a tan solo 1 hora de Madrid!

No olvides pasear por este pueblo de origen celtibérico que esconde los encantos de uno de los municipios más bellos de Castilla la Mancha, declarado Conjunto Histórico Artístico por su gran riqueza monumental e historia. Disfruta de sus Murallas, Arcos y Puertas medievales, las Iglesias románico-góticas de Santa María de la Peña, San Felipe y San Miguel, las Cuevas Árabes, la Real Fábrica de Paños de Carlos III, el Castillo de la Peña Bermeja, el Convento de San José y el Museo Mundial de Miniaturas del Profesor Max, la Real Cárcel de Carlos III (hoy sede de la Oficina de Turismo), el Lavadero Municipal y la Fuente de los Doce Caños , con su particular leyenda que dice que bebiendo de todos y cada uno de ellos, encontraras novio, el Parque de María Cristina, el Convento de las Jerónimas, el Torreón de San Felipe…, y disfrutar de la deliciosa gastronomía de la zona en sus restaurantes, como el famoso ‘Quiñoneros’ (abierto únicamente en fines de semana y festivos), ‘La Peña Bermeja’ (única por su gran terraza con vistas y exquisitas paellas y parrillas), o ‘El Tolmo’ (ofrece un completo menú del día por 10€ para almorzar y cenar durante toda la semana).

Haz tu reserva en hotel Spa Niwa y disfruta de la escapada que te mereces, ¡no te arrepentirás!

 

Beatriz Segovia

Licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas por la Universidad Complutense de Madrid. Cuenta con más de 20 años de experiencia en agencias, medios impresos y social media, ejecutando planes de negociación, marketing y comunicación. Apasionada por el Lifestyle.