Comparte

El Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC) dedica una exposición a la figura de Antonio Gaudí durante los días 18 de noviembre de 2021 al 6 de marzo de 2022.

La muestra del MNAC propone una revisión crítica de la obra del artista y arquitecto, una figura que tiene una presencia muy especial en su colección. Gaudí no era, ni mucho menos, el genio aislado e incomprendido que una gran parte de su bibliografía, casi siempre hagiográfica, nos ha dado a entender, sino que su obra se desarrolló no sólo en un contexto artístico y arquitectónico específico, local e internacional, sino también en el marco de estrategias políticas, ideológicas y estéticas bien concretas.

Comisariada por Juan José Lahuerta, la exposición subraya la manera en que la obra de Gaudí ha trascendido el tiempo en el que vivió, aquellos años turbulentos entre dos siglos, gracias a su capacidad de interpretar su tiempo y proponer algunas de sus imágenes más poderosas.

Es evidente que la obra de Gaudí constituye el momento más álgido de la producción artística e intelectual de la Barcelona de su época e incluso son numerosos los que podrían estar de acuerdo en que Barcelona, con su imagen y su carácter, mantiene una relación de dependencia extraordinaria con la obra de Gaudí, o que una parte de lo que ahora entendemos convencionalmente por Modernismo o art nouveau se identifica con su producción.

Tal y como se subraya desde la organización, la arquitectura de Gaudí no es “formalista”, sino simbólica, es decir, no es una arquitectura cerrada en sus propias elucubraciones sino por el contrario absolutamente comprometida con la vida de una Barcelona rota por la lucha de clases y las transformaciones artísticas radicales de la Europa convulsa del 1900. Y él no es un místico ausente del mundo sino un personaje político, presente como pocos en la escena de esta lucha, tanto como cualquiera de los grandes protagonistas del siglo en términos europeos.

Otras entradas sobre exposiciones desarrolladas en el MNAC de Barcelona son las siguientes:

Cincuentopía

«Dejadme aprovechar -escribió- el afecto que todavía hay en mí, para contar los aspectos de una vida atribulada y sin reposo, en la que la infelicidad acaso no se debió a los acontecimientos por todos conocidos sino a los secretos pesares que sólo Dios conoce».

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Abrir chat
Hola,
Quieres recibir las noticias de la semana de Comunidad Cincuentopía a través de Whatsapp